"Es necesario que se pregunte para que yo siga vivo, por que yo soy tan sólo su memoria". HAROLDO CONTI. Los caminos, homenaje.




6 de Noviembre, 2006


Quiero

Publicado en Poemitas. el 6 de Noviembre, 2006, 20:13 por Eugenio

 Quiero.

 

Viajar mil eras en una ociosa botella,

haciéndome deriva, corriente y sal.

Ser pasajero del viento

buscando un color por existir.

 

 

Brotar con potencia

en un  etéreo desierto,

descifrar quien se oculta

entre el Do y el Re.

 

 

Recibir latidos

moldeados por lágrimas

y oraciones que conjuguen

arco iris.

 

 

Retozar en tus sabanas

con lascivia y furor,

disolverme en vos

gota por gota.

 

Quiero.

a vos... que vas y venis

Publicado en General el 6 de Noviembre, 2006, 11:56 por Lorena Aguado

que me peleás y despues me abrazás como si nada

que compartimos profesiones

que sos más perra que yo

que te encanta vestirte de conejita

que andá a saber las cosas que haces en ese departamento, ahora que vivis sola...

que te hacés los claritos y te quedan bárbaro

a vos... sí sí a vos... FELIZ CUMPLEAÑOS PERRITA LINDAAAAA!!!!!

y que cumplas muchos más... ahi vas a ver lo que es que se te caiga todo... y que se te arruguen los ojos... y que te dejen para las 4 y media de la mañana.... y...

pero mientras QUE LOS CUMPLAS MUY FELIZ ANALIA "me gustan las peleas en el barro" LARDONE!!!!

ABRAZO CUCHARITA - Decálogo

Publicado en Pavadas hechas texto, el 6 de Noviembre, 2006, 9:28 por MScalona

 

 

DECÁLOGO  DEL  ABRAZO  CUCHARITA

 

1.- Dos o más personas, preferentemente humanos, aunque no es discriminatorio, incluso, pueden ser parientes. En ese caso, aunque no haya nada promiscuo, no es conveniente avisar al Papa. No va en desmedro de los placeres solitarios, pero aquí hacen falta dos personas (o más), de modo que si usted está preso (algo habrá hecho), y solo en la celda, pida prisión domiciliaria, alquile una Miss Mundo o cumpla setenta años. Pero ya. Ya, ya. Para dormir solo, ya tendrá una eternidad.

2.- Hasta ahora es gratis, hasta el momento en que se ha secado la tinta de este relato, la cucharita viene zafando de la voracidad fiscal. Supongo que se debe a que los ministros y sus esposas duermen en camas separadas. Un beso es un peso y el miserable lo es en todo. No puedo imaginar el beso de lengua de los recaudadores. Quizá les parezca dispendioso, excesivo, inútil. Quizá guarden toda la saliva para sus discursos de ahorro, tradición, moral y propiedad.

3. -No es cierto que para el abrazo cucharita deba hacer un frío objetivo de diez grados bajo cero. Y ello, porque nunca faltan, la sensación térmica, los días malos, el esplín de los domingos, sin contar todas las noches que te busco y no te encuentro. Claro que es preferible algún fresquito, pero también está científicamente comprobado que con ciertas compañías, uno iría abrazado hasta el infierno.

4. -En este punto sí, la doctrina es pacífica y unánime: ineludible hacerlo en la cama. O sea, no es por católico ni carpintero, pero hace falta un escenario. Digamos... un mueble. Si es cama de una plaza, mejor, pero también sirven los sofás y las alfombras. Incluso, recuerdo una experiencia en el asiento trasero de una Renoleta 4L modelo 69. Y a propósito de 69, no confundirse, el dibujo del abrazo cucharita es el "66" o el "99" según tamaños de miembros superiores o inferiores. Lo que sí es un disparate, es creer que si se hace de a tres, y el dibujo queda "666", tenga algo que ver con el demonio, el Apocalipsis o el infierno.

5. -Mantas, frazadas, colchas, sábanas, el abrazo cucharita tiene algo de cueva o fantasma que sólo se logra con varias capas de telas. Se forma como una especie de empanada o concha (de mar) y la carne o la perla somos nosotros. ¡Sí!... nosotros... vos adentro y yo afuera. Después cambiamos. Los dos en el medio, abrazados, informes, una bola, cuatro patas, cuatro brazos, boca a boca y los labios del abrazador deben quedar siempre "justo justo" pegados a la oreja del abrazado. Entonces, empieza la más bella melodía del universo, el susurro, al oído, piropos, literatura, promesas, obscenidades, vale todo en la caverna (Platón, Platón… qué grande sós…). Pronto va a ser el único lugar del mundo (el abrazo cucharita) donde no habrá Gendarmes.

6. -La cuchara es el abrazador, o sea, el que va por afuera y arma con brazos y piernas, una especie de hueco, útero, cava, donde entra el abrazado en una posición fetal. Primero va uno (afuera-adentro) y después el otro. Es más fácil que el Kamasutra, tiene solamente dos posiciones. Por ejemplo, de medianoche, hasta las dos de la mañana, me toca a mí abrazarla. De dos a cuatro, le toca a ella. Y así sucesivamente. La cucharita también se usa para dormirse o para hacer dormir al amado... o al amante... e incluso, no habiendo alternativa, amigos, amigas, hijos, padres… cualquiera puede tener un mal sueño y venirse a tu cama por auxilio. Esa dulce capacidad somnífera del abrazo cucharita desvela a los ingenieros médicos del laboratorio que fabrica todas las variantes del Sotanil. ¿Se podrá clonar la delicadeza…?

7. -Está prohibidísimo el televisor, roncar, tener mal aliento, hablar de plata o tener los pies fríos. Ni loco llevar a la cucharita una bolsa de agua caliente. Puede ser alguna musiquita instrumental, casi inaudible, levísima: Satie, Jarret, María Bethania. La luz apagada, desconectar los teléfonos y recordar cómo es la luz de las velas, las sombras chinas y el simple tic tac del dedo al botón. Hablamos de carne.

8. -Según el acompañante, se deben llevar aprendidos unos cuentos infantiles, unos boleros de Manzanero y varios piropos antiguos y evidentes. El León Pesito o Caperucita son el Nóbel de la caverna. No hay como la ternura y la inocencia para sobrellevar una mala noche. Pero si es amor, hay que desbaratar el género y hacer un putón de la Caperuza y un seductor irresistible del Lobo: la lengua es el continente de la cucharita y para algunas fiebres no hay como el jarabe del palo sin hueso: el deseo.

9. -Es la metáfora más romántica de la pareja, siendo que el sueño es como una forma de la muerte, uno siente que aún en la eternidad estará unido al amado, y ya se sabe, los amantes debieran morir juntos, abrazados, y bajar a la tumba como dos hermanitos (César Vallejo).

10. -Eso sí, si usted acostumbra a rezar antes de acostarse, debería hacerlo antes de la cucharita. No va a salirse de un abrazo, en plena madrugada, con cuatro grados en la estufa y ponerse de rodillas a la intemperie, pieza, living o carpa, para hablar con aquél señor barbudo que vive tan lejos, caprichoso, insaciable, harto de no poder hacer la cucharita con nadie. Se lo tiene merecido quien anda siempre acompañado solo de fantasmas y espíritus.

 

                                                                 MARCELO  SCALONA



 

  
Autores
María Paula Cerdán, Francisco Kuba, Verónica Laurino, Marcelo Scalona, Caro Musa, Claudia Malkovic, Silvina Potenza, Marcela González García, Soledad Plasenzotti, Natalia Massei, Mónica M. González, Ariel Zappa, Cintia Sartorio, Cecilia Mohni, Silvia Estévez, Julia M. Sánchez, Matías Settimo, Marisol Baltare, Maximiliano Rendo, Matías Magliano, Andrea Parnisari, Roberto Sánchez, Alina Taborda, Nicolás Foppiani, Mayra Medina, Alfredo Cherara, María B. Irusta, Ale Rodenas, Laura Rossi, Germán Caporalini, Rosana Guardala Durán, Rosario Spina, Sergio Goldberg, Luisina Bourband, Alejandra Mazitelli, Tomás Doblas, Laura Berizzo, Florencia Manasseri, Beti Toni, Nahuel Conforti, Gabriela Ovando, Diana Sanguineti, Joaquín Yañez, Joaquín Pérez, Alvaro Botta, Verónica Huck, Florencia Portella, Valeria Gianfelici, Sofía Baravalle, Rubén Leva, Marcelo Castaños, Luis Astorga, Juan Pedro Rodenas, Esteban Landucci, Dora Suárez, Laura Cossovich, Alida Konekamp, Diego Magdalena, Franco Trivisonno, Gerardo Ortega, Roberto Elías, Facundo Martínez, Ariel Navetta, Graciela Gandini, Jimena Cardozo, Soledad Cerqueira, Juan Gentiletti, Sebastián Avaca, Emi Pérez, Adriana Bruniar, Mariano Boni, Flor Said, Elina Carnevali, Roxana Chacra, Lorena Udler, Nora Zacarías.-